Saltar al contenido

Cómo cuidar los cuchillos | 5 consejos que debes seguir

cuidar los cuchillos
Valora este artículo

En este artículo os daremos 5 consejos básicos para cuidar los cuchillos y usarlos de modo seguro. Los cuchillos son unas herramientas básicas en cualquier cocina, ya sea la de nuestra casa o la de un restaurante.

Además, son herramientas que se usan constantemente en cocina, con lo cual merece la pena invertir en unos cuchillos de buena calidad y así asegurarnos, con un buen y adecuado mantenimiento, que serán herramientas que nos acompañarán durante años en nuestra cocina.

Estos son nuestros consejos básicos:

1. Mantén siempre los cuchillos bien afilados

Es evidente que un cuchillo que no corta es uno de los principales enemigos de un buen trabajo en la cocina. Es más, los profesionales coinciden en que un cuchillo poco o mal afilado puede producir accidentes o lesiones musculares a largo plazo

Afila tú mismo tus cuchillos o tijeras. Afilar cuchillos es una actividad relajante.

Hay multitud de tutoriales por la red. Obtén un buen kit de piedras de afilar al agua y practica primero con cuchillos baratos. Y sobre todo olvídate de afilar con maquina, a no ser que cuentes con algún afilador de cuchillos de calidad.

El afilado mecánico tiene como inconveniente que no es en frío, por lo que puede llegar a destemplar el filo de la hoja, perdiendo ésta parte de las propiedades mecánicas adquiridas en el proceso de fabricación.

Otra opción es llevarlo a un buen profesional. Recuerda que merece la pena invertir en una herramienta que se utiliza a diario en la cocina.

Por cierto, ¿a que no sabíais que una de las cosas que más estropean los filos de los cuchillos es la corteza del pan?

Si no tienes lo necesario para poder afilar tus herramientas de corte (cuchillos o tijeras), date una vuelta por nuestra sección de Chairas y Afiladores.

2. Utiliza siempre una tabla de corte

Nunca uses un cuchillo en superficies de mármol, cristal o porcelana. La normativa sanitaria en hostelería sólo permite el uso de tablas de plástico tipo polipropileno.

Las de madera sólo se permiten para uso domestico. EL uso de tablas de corte te permitirá cuidar los cuchillos para que permanezcan durante más tiempo como el primer día.

En nuestra sección de Accesorios para cuchillos puedes ver un amplio surtido de tablas de corte en diferentes tamaños, colores, materiales (polipropileno, madera, fibra de celulosa y resina, …) y marcas (KAI, Metaltex, 3 Claveles, Arcos, Artelegno, …).

3. No laves los cuchillos en el lavavajillas.

Aunque en las instrucciones de la mayor parte de los fabricantes de lavavajillas se indique que los cuchillos pueden lavarse en el lavavajillas, lo cierto es que a la larga se deterioran ya que sufren al chocar con los cubiertos.

Además del choque con otros cubiertos,  las sales de los detergentes y el uso de agua caliente les produce arañazos que terminan estropeando la propia estructura del cuchillo..

En muchos casos, los mangos son de madera o de materiales que directamente no admiten los productos del lavavajillas ni las temperaturas que se alcanzan en el proceso de lavado.

Lo ideal para cuidar los cuchillos es lavar y secar totalmente con un paño suave tu cuchillo inmediatamente después de utilizarlo.

4. Guardalos de forma correcta

Olvídate de guardar todos los cuchillos en un cajón. Es importante evitar el contacto entre hojas para cuidar los cuchillos, ya que dañan el filo.

La mejor forma de almacenarlos es usando cualquiera de estos productos:

  • Tacos de madera. Es la solución mas estética y en muchos casos la más cómoda. Existen muchos modelos en el mercado, que van desde el clásico de encimera que presenta los cuchillos, hasta los mas recientes que son específicos para introducir en los cajones.
  • Tacos universales en fibra de vidrio, más modernos y muy cómodos al no ser específicos para unos cuchillos concretos. Se introducen los cuchillos verticalmente dejándolos deslizarse hacia abajo. En el caso de que por estética no encaje en alguna cocina mas rústica, se puede introducir en un recipiente de cerámica, quedando oculto dentro y dejando al descubierto sólo los mangos de los cuchillos o tijeras. Suelen ser desmontables para facilitar su lavado.
  • Estuches para cuchillos. Es la opción más segura y adecuada para el transporte de cuchillos. Suelen tener diferentes compartimentos con tamaños adaptados a los diferentes tipos de cuchillos.
  • Soportes magnéticos metálicos. Suele ser una opción muy económica y cómoda al estar todos los cuchillos a la vista, lo que facilita la selección. Los hay en diferentes tipos de formato, como podéis ver en nuestra sección de soportes magnéticos para cuchillos. Los hay de colores, de aluminio, de madera, recubiertos o no de goma, lo que sirve para proteger de arañazos las hojas de los cuchillos.
  • Tacos magnéticos de madera para cuchillos. Son una verdadera obra de arte. Francamente, son un lujo para la cocina. Al ser la madera la que está en contacto con el acero de la hoja, esta no se daña y por tanto son la opción ideal para cuidar los cuchillos de alta gama. Suelen ser soportes móviles que no requieren instalación.
  • Fundas individuales para cuchillo. Protegen los cuchillos de forma individual. Posiblemente sea la forma mas económica y fácil de almacenar tus cuchillos. Hay diferentes tamaños y puedes escoger aquel que mejor se ajuste al tamaño de la hoja de nuestro cuchillo.
  • Fundas magnéticas individuales. Dentro de las fundas individuales para cuchillo, existen las fundas magnéticas individuales. Suelen presentarse en tres tamaños estándar.

En nuestra sección de Accesorios para cuchillos puedes elegir entre un amplio catálogo de tacos y estuches para almacenar y cuidar los cuchillos adecuadamente.

5. Usa el cuchillo adecuado en cada momento

En nuestro artículo sobre los tipos de cuchillos de cocina, ya insistíamos en la importancia de saber distinguir los cuchillos según su uso de cara a mejorar el rendimiento en la cocina y trabajar de la forma más segura posible. Es tan peligroso cortar con un cuchillo mal afilado como usar uno que no es el adecuado para la pieza que debemos trocear.

Por ejemplo, para el pan es necesario usar el cuchillo panero, que suele ser dentado debido a que a corteza del pan estropea hasta los cuchillos mejor afilados. Es más, cortar pan con un filo recto es tremendamente peligroso ya que es fácil que la hoja resbale (creedme, me ha pasado, uno de mis primeros cortes de novato en mis comienzos).

[Video] Consejos sobre cómo cuidar tus cuchillos

Con estos consejos básicos nuestros cuchillos nos durarán más años y trabajaremos más seguros con ellos.

Y vosotros, ¿qué otros consejos podríais darnos?